Catequesis / formación

Descubre a los profetas: Ageo

1)    Situación de la época
Después del exilio ocasionado por el destierro de Babilonia, el pueblo judío regresa a Jerusalén y los líderes empiezan a guiar la reconstrucción de la aldea y a forjar de nuevo su identidad como pueblo. Esdras y Nehemías los guiaron para reconstruir Jerusalén, y los profetas Ageo y Zacarías enfatizaron el judaísmo para reforzar su identidad nacional.

 

2)    Autor y sus circunstancias
Ageo, el profeta de la renovación del culto y la ley, desempeña su ministerio cuando los primeros exiliados regresaron a Jerusalén en 538 a.C. Fue una época muy difícil. Se conoce muy poco de su vida personal Quizás fue uno de los cautivos llevados a Babilonia por Nabucodonosor II. Empezó su ministerio aproximadamente dieciséis años después del retorno de los judíos a Jerusalén.

 

3)    Fechas del libro, características, partes en que se divide
Fue escrito entre los años 521 al 486 a.C., consta de dos capítulos.
Se divide en tres partes:
-    Cap. 1, 1-15: Reconstrucción del templo.
-    Cap. 2, 1-19: Gloria del segundo templo. Profecía dirigida a los jefes del pueblo.
-    Cap. 2, 20-23: Promesas de Zorobabel.

 

4)    Contenidos principales
Las pocas familias que regresaron guiadas por Zorobabel, un descendiente del rey David que quería restaurar la monarquía, estaban desunidas y tenían intereses diferentes. Los judíos que se habían quedado en Jerusalén no aceptaban a los recién llegados, por lo que se crearon divisiones y se tuvo que detener la reconstrucción del templo. Más tarde, cuando la obra fue reemprendida, los repatriados se sentían tristes porque, dada la pobreza del pueblo, su obra nunca alcanzaría el esplendor del primer templo.
El profeta Ageo motiva a los repatriados para reconstruir el templo y confiar en Dios. Interpretó las sequías que se daban y la escasez de las cosechas como un mensaje de Dios llamando a renovar el compromiso con la ley y a realizar un esfuerzo común para reconstruir el templo.
Profetizó que el nuevo templo sería fuente de unidad de todas las naciones, y que brillaría la gloria de Dios y la paz del Señor. Cuando estuviera terminado y el culto restablecido, el pueblo vería su futuro con más confianza y recibiría las bendiciones de Dios.

 

5)    Otros aspectos

El ministerio de Ageo fue breve, quizá porque los persas notaron que apoyaba la ambición de Zorobabel a la monarquía y volvieron a expatriarlo. Ni Esdras ni Zacarías, que fueron contemporáneos de él, lo nombran en ninguna de sus obras.

 

6)    Textos fundamentales
Ag 1, 3-7a: El Señor, pues, les dirigió esta palabra por medio del profeta Ageo: ¿Piensan acaso que sí es tiempo de que ustedes habiten en casas confortables, mientras la casa del Señor está en ruinas? Pues ahora dice el Señor todopoderoso: ¡Reflexionen la situación en la que se encuentran! Siembran mucho pero cosechan poco; comen, pero quedan con hambre; beben, pero siguen sedientos; se arropan pero sienten frío; y el que trabaja por salario, guarda su paga en saco roto. Pues esto es lo que dice el Señor todopoderoso: Suban a la montaña a buscar madera, reconstruyan mi templo, y yo me complaceré en él y en él manifestaré mi gloria, dice el Señor.

 

BIBLIOGRAFÍA
“La Biblia Católica para Jóvenes”, Instituto Fe y Vida, La Casa de la Biblia, ed. Verbo Divino, 2008. {jcomments on}

 

ANTONIA ALOMAR REAL
AGUSTINAS HERMANAS DEL AMPARO

 

Share Button
Powered by Bullraider.com